sábado, 19 de febrero de 2011

[Reseña Manga] El Autobús del Amor (Haruyuki Bus)


A pesar de que se trata de una colección de cuatro tomos, en ellos lo que vamos a encontrar son historias cortas.


Tomo #1
Primera parada: En el autobús

Shiho acaba de mudarse de Tokyo a Osaka, y para ir a su nuevo instituto tiene que coger el autobús. El problema es que ella se marea. O más bien, se mareaba, ya que desde que por casualidad estableció contacto visual con un chico que va en bicicleta, se ha olvidado completamente de su mareo e incluso desea que llegue la hora de ir al autobús para encontrarse con el chico que está al otro lado de la ventanilla


Segunda parada: Romance inocente

Keigo es un ligón empedernido que debido al aburrimiento ha decidido camelarse a la única chica con la que apenas habla de la clase, Uchida. Bueno, por aburrimiento y porque ha oído que ella no le soporta. Pero con lo que no contaba es con el carácter directo y honesto de ella...


Tercera parada: Perdida

Todos los vecinos piensan que Rena es una buena chica, siempre alegre y voluntariosa. Todos menos Nishijima, el conductor de autobuses que da la casualidad que vive en el piso de al lado.


Cuarta y quinta paradas: Caminos hacia el futuro

Momoka y Kaito llevan saliendo dos años y medio. La gente se pregunta cómo han podido durar tanto, teniendo en cuenta que son completamente opuestos. Kaito es serio, responsable e inteligente, una persona que cuando se propone algo no para hasta conseguirlo. Momoka es... menos lista (bastante menos lista, bueno sí, tonta), incapaz de concentrarse y cada dos por tres cambia de opinión. El problema es que el objetivo de Kaito es ir a la Universidad de Tokyo, y por mucho que ella quiera ir con él, él no parece estar muy dispuesto. ¿Es este el fin de su relación?



Tomo #2

Sexta parada: Objetos perdidos

Ritsu, Chiyo y Kotaro hacían juntos el programa de radio del instituto. Esos buenos momentos son ahora amargos recuerdos para Ritsu, que actualmente asiste a la universidad. Un día, Kotaro, que todavía va al instituto, la llama porque dice haber encontrado algo de Chiyo en el autobús…


Séptima parada: High tension drive

Miwa tiene la mala suerte de que se le cae el móvil justo delante del chico que le gusta, y este ve que tiene como fondo de pantalla una foto suya. Tras una fuerte discusión, deciden odiarse mutuamente, pero al poco tiempo ambos abandonan su cabezonería y de empiezan a conocerse mejor.


Octava parada: Las estrellas al alba en el carril bus

Sakurako tiene un “pequeño” problema: es incapaz de saber si siente algo especial por un chico si no es a través del contacto físico. Y eso suele traerle problemas, viendo la última escenita un compañero de trabajo llamado Kubota. Este la ayuda y tras escucharla, le aconseja que por una vez intente enamorarse sin tocar a la otra persona.


Novena parada: Primer amor

Yamada dice que es un chico sin suerte en el amor. En realidad, es que por declararse a cualquier chica que ve, ninguna le toma en serio. Ahora se ha fijado en una chica a la que ve en el puente peatonal cada vez que está en el autobús. Un día decide atacar, pero ni siquiera le da tiempo a decir nada cuando la chica le reconoce. Resulta que es Hirata, su amiga de la infancia y primer amor. Al descubrir que a ella le gusta otro, decide quedarse a su lado como amigo y apoyarla.



Tomo #3

Décima parada: El cruce del amor

Rika hace tiempo que está enamorada de Mattsun, pero ahora que se ha echado novia no sabe muy bien lo que hacer. Como si no tuviera suficiente con sus dudas, Kurosaki, el presidente del consejo escolar (al que ella también pertenece), no hace más que pincharla continuamente…


Undécima parada: Emotional Engine

Ai Kitazono es conocida entre sus compañeras como la “Doctora Amor”. Todas le piden consejo con respecto a su vida amorosa, ya que Ai es una experta en el tema. Pero nada más lejos de la realidad, la pobre no ha tenido novio en su vida, y por ello, cuando conoce a Juichiro Motomiya, está hecha un mar de dudas.


Duodécima parada: La parada en que prometí esperarle

Towako está enamorada de Toono, pero ha sido rechazada tajantemente por él. Como va muy mal en inglés, el profesor le asigna precisamente a Toono para que la ayude, pero este se escaquea a primeras de cambio dejándole con la única ayuda de un viejo diccionario. En él Towako encontrará una nota dirigida a ella, en la que la cita en una parada de autobús. Ilusionada, acude al lugar, pero el tiempo pasa y nadie llega. Finalmente Toono hace acto de presencia, pero por pura casualidad, ya que la nota que encontró Towako no la había escrito él, sino Kosuke, el novio de su tía abuela (ella también se llamaba Towako), que desapareció un buen día y nada más supo ella de él. Intrigada, Towako decide ponerse a investigar para saber lo que realmente ocurrió…


Capítulo especial: la primera cita de Ai y Juichiro (esta historia es muy cortita)



Tomo #4

Decimotercera parada: Entradas agotadas

Hiroto Kudo es el lanzador estrella del instituto al que asiste Aoi, y para su desgracia, coge el mismo autobús que ella. No es que tenga nada en contra del chaval, al que solo conoce de vista, es que le sigue una horda de fans enloquecidas que no hacen más que molestar al resto de los pasajeros. Y así sucede el accidente: una de las fan la empuja, y ella cae sobre Kudo…


Decimocuarta parada: Paseos nocturnos

Eimi es una chica responsable, seria y obediente que no suele llevarse bien con los chicos, excepto con su compañero Tamaki, que es bastante parecido en carácter a ella. Un día, tras confundirse de autobús, acaba en una zona desconocida de la ciudad, donde tropieza con un grupo de gente problemática entre la que se encuentra, para su sorpresa, Tamaki.


Decimoquinta parada: Asientos reservados para mujeres

Rei es una chica poco femenina que suele quedarse dormida con frecuencia en el autobús, y así conoce a Tôjô, el nuevo profesor de Educación Física en prácticas que además se encargará de dirigir su club. Este encuentro hará que Rei empiece a cuidar más su aspecto…


Fin de trayecto: llegando a la última parada

El primer día de instituto, Hina conoce a Eita y Takechi de una manera un tanto particular: ella quiere coger una flor de cerezo de recuerdo, y Eita, que es bastante alto, al ver que no llega la ayuda, viendo toda la escena Takechi. Pero tienen tan mala suerte que la rama se rompe, siendo castigados los tres. De ahí nace una amistad bastante fuerte, e incluso el amor.


Edición
Tomo estándar, sobrecubiertas, sentido de lectura oriental y encolado. Papel reciclado de buena calidad y buen entintado, las onomatopeyas no están traducidas.


Valoración
Como es obvio, algunos one-shots son mejores que otros, pero en general la mayoría son bastante entretenidos. Son historias ligeras, sencillas, cuya fácil lectura las hace ideales para leer precisamente en el autobús (risas). Además, yo no sé cómo lo hace esta mujer, pero consigue darle un toque bastante personal, muy dulce, a todas sus obras.

¿Recomendada? Si bien es cierto que hay mejores cosas en el mercado, es una buena opción a tener en cuenta si lo que buscas son historias cortas.

FICHA

Título en español: El Autobús del Amor
Título original: Haruyuki Bus
Autora: Maki Usami
Número de tomos: 4
Género: Shôjo, romance, historias cortas
Editorial japonesa: Shogakukan, revista Betsucomi (2006-2007)
Estado de la serie en Japón: Cerrada
Editorial española: Planeta (2007-2008)
Estado de la serie en España: Completa
Precio: 5,95€/tomo
Curiosidades:
- Todos los capítulos son historias cortas.
- En todos los tomos al final hay un especial de Maki Usami en plan "omake"
- Al final del cuarto tomo hay un artículo español "El difícil camino del mangaka"

2 comentarios:

daniela dijo...

a mi me gusto muchisimo este manga^^

sigma-t dijo...

¡Hola! Estaba buscando reseñas de este manga y entré a varios blogs (entre ellos el tuyo, como es obvio). No sé si serás tú misma o si habrás dado permiso/te dará igual, pero encontré tu reseña copiada parcialmente en otro blog.


Hablo concretamente de esta parte:

Como es obvio, algunos one-shots son mejores que otros, pero en general la mayoría son bastante entretenidos. Son historias ligeras, sencillas, cuya fácil lectura las hace ideales para leer precisamente en el autobús (risas). Además, yo no sé cómo lo hace esta mujer, pero consigue darle un toque bastante personal, muy dulce, a todas sus obras.


Aquí está la entrada del blog donde aparece ese mismo párrafo:

http://nahokodoll.blogspot.com.es/2013/06/resena-manga-el-autobus-del-amor.html


Lo dicho: si eres tú misma, siento hacerte perder el tiempo ^^Uu

¡Saludos y gracias por reseñar la obra, me ha ayudado tu reseña!